Los medicamentos falsos son asesinos silenciosos

Desde el 15º Congreso Nacional de Andrología, Medicina Sexual y Reproductiva se quiere concienciar a la población del riesgo que suponen para la salud los medicamentos falsificados

El Comisario Jefe de la Policía Judicial de la UDEV, Unidad de Delincuencia Especializada y  Violenta, de Madrid, Serafín Castro, ha afirmado hoy, en el 15º Congreso Nacional de Andrología, Medicina Sexual y Reproductiva que “Los medicamentos falsificados son una amenaza a nivel mundial”.

Castro ha explicado que “Se falsifican todo tipo de medicamentos, aunque predominan los relacionados con el estilo de vida -disfunción eréctil, obesidad, trastornos del sueño- y los anabolizantes y hormonas.” Los compradores optan por ellos confiando en que el producto les solucione problemas por los que están acomplejados; por lo que les da vergüenza pedir ayuda médica o por el coste que suponen algunos de ellos.

En su intervención ha hecho referencia a la delincuencia organizada que controla este mercado: “Los traficantes se están pasando de los estupefacientes a los medicamentos por dos motivos: los beneficios son muy interesantes y su tráfico aún está considerado un delito menor, y el hecho de que las organizaciones tengan ‘sucursales’ en varios países complica las detenciones.

A pesar de todo, el comisario ha destacado actuaciones policiales como “Operación Pangea III” en la que se incautaron 1.014.043 pastillas, por un valor estimado de 2,598.163 dólares. Dicha operación, como ya informamos anteriormente, fue una macrooperación coordinada por la Interpol en la que intervinieron 47 países y se detuvieron a 60 personas, 2 de ellas en España.

Desde el Congreso se ha querido dejar evidente que no sólo se trata de un negocio que genera grandes beneficios ilícitos sino que, además, tiene un alto coste en vidas humanas:

• 1995: 89 personas murieron a causa de un jarabe de paracetamol falsificado.

• 1995: 2.500 personas fallecieron en Nigeria tras recibir un medicamento falsificado contra la meningitis.

Representantes de la industria farmacéutica (Bayer, Lilly y Pfizer) han coincidido en su compromiso en la lucha contra los medicamentos falsos: “Nuestra obligación es hacer llegar a la población el riesgo que implica adquirir un producto falsificado.”

Por su parte, el doctor Rafael Prieto, ha calificado los medicamentos falsos de “asesinos silenciosos. Son medicamentos que mienten. Engañan al paciente porque no tienen ningún principio activo y, por el contrario, pueden contener substancias tóxicas. ”

Comments are closed.